Aperitivos, ideas para eventos

Cuando se acerca una festividad local o nacional cuya tradición es tan extensa como la de San Juan, en la que las fiestas locales y familiares, las hogueras y petardos y las cenas a la fresca son lo más típico, solemos pensar en qué y cómo sorprender a nuestros invitados ( si somos los anfitriones ) .


Hoy, y dado que se acerca dicha festividad, os damos algunas ideas prácticas y sencillas para la cena dejando atrás los clásicos canapés, dátiles con bacon o ensaladillas.

En primer lugar encontramos la ensalada que, en lugar de presentarla como es habitual, hemos buscado una forma más original y quizás cómoda de comer: en cestas.
Esta os la avanzamos en nuestra página de Facebook. 


Podemos escoger cualquier hoja verde que más nos guste, desde canónigos a cualquier variedad de lechuga, espárragos envueltos en jamón y nueces o realizar cualquier tipo de ensalada, lo único que cambia es la presentación y añadimos un elemento poco común en las ensaladas, el hojaldre.
Consejos: ten cuidado con no aliñar demasiado la ensalada, el hojaldre tiende a mojarse y perderá su consistencia.

Por otra parte tenemos los buñuelos, ese gran recurso para los aperitivos. Los buñuelos, al igual que las croquetas, permiten una gran variedad de posibilidades e ingredientes pero, a diferencia de las croquetas, son más ligeros y por lo tanto, apetecerán más.
Si hablamos de fritos, todos los empanados o tempuras son los clásicos del envuelto/rebozado, las gambas en tempura,  por ejemplo, son todo un clásico.
Por otra parte tenemos las empanadillas y, a menos que sepas recetas de lo más originales, si lo que quieres es sorprender, las empanadillas no forman parte de la lista.



Si quieres cambiar los típicos buñuelos de bacalao por otros más originales puedes optar por la patata, le gusta a todo el mundo y son fáciles de hacer.

( ½ kilo de patatas, 30 gr. de harina, 2 huevos, 30 gr. de queso gruyere, 2 cucharadas de perejil fresco picado, pimienta negra, aceite y sal. )
 " Primero, pela las patatas, lávalas y rállalas bien finas. 
Ahora bate los huevos en un bol grande y añádele la harina, el queso, la sal y la pimienta negra recién molida.
Incorpora a la mezcla anterior las patatas ralladas, el perejil picado y remueve bien hasta obtener una masa homogénea. 
Ya estamos listos para freír nuestros buñuelos. En una sartén o cazuela con abundante aceite caliente, y con la ayuda de dos cucharas de café, ve echando bolitas de masa. Una vez observes que los buñuelos han tomado un bonito color dorado, escúrrelos y deposítalos sobre una fuente con papel de cocina para que éste absorba el exceso de aceite de oliva procedente de la fritura. "

Los envueltos.
El " envuelto " más conocido en los aperitivos, por así decirlo, es el dátil con bacon.

Pero no es el único, hay muchas maneras e ingredientes para enrollar , desde jamón york con queso de untar ( tipo philadelphia ), espárragos con jamón serrano, choricitos en hojaldre, etc


Si te gusta sorprender y cambiar opta por cosas frías, como por ejemplo, pimientos asados con caballa.
Sencillo, fresco y se puede preparar con anterioridad.

Los rellenos.
El rey del relleno es el huevo, éste tiene muchas variedades de relleno, pero al igual que pasa con los envueltos, no el el único que permite ser rellenado. 
Para rellenar hay muchas otras opciones, como por ejemplo los tomates rellenos, patatas rellenas y toda clase de hojaldres.



Y por último los montaditos o tostaditas.
A diferencia del clásico canapé, de base de pan de molde, el montadito además de poder ser caliente, permite muchas más variedades que el canapé, tanto en los ingredientes como en sus bases.






En esta categoría podemos añadir las tostaditas o mini pizzas y las mini hamburguesas.
Está muy de moda montar mini hamburguesas, mini bocadillos, mini tostaditas... cada una con un pan distinto, tanto sea crujiente, como artesanal, blando, con especias, etc.

Recuerda que " lo de siempre " puede estar bien pero no siempre es tan apetecible como algo " nuevo y original ", sobretodo por que las apariencias a veces hacen que el estómago esté más receptivo y los nuevos sabores o presentaciones hacen de tu mesa algo más creativo con lo que tus invitados además de disfrutar con los sabores quedarán maravillados por la presentación.

Imágenes: Google

Comentarios