¿ Qué sucede si... ?

Seguro que alguna vez se os ocurrió preguntar ¿ Cómo meto un huevo en una botella ? Es la típica broma con la que dejas a todo el mundo perplejo, meter un huevo en una botella es imposible sin romperlo... ¿ imposible ? ... veámos...


Si sumergimos un huevo en un recipiente lleno de vinagre y lo dejamos durante dos días, el  ácido acético del vinagre reacciona con el carbonato cálcico de la cáscara del huevo, desprendiendo CO2 en forma de burbujas y acetato cálcico que queda disuelto en el vinagre. El huevo sin su cascara adquiere una consistencia gomosa y aumenta de tamaño. 

 

Por lo tanto tendrás un huevo con una consistencia completamente distinta, ya que será muy flexible y no se romperá... curiosidades insospechables!

¿ Lo has hecho alguna vez ?
 
NOTA: El huevo resultado del experimento NO ES APTO PARA EL CONSUMO.

Fuente principal : La Reserva

Comentarios